José Manuel Valderrama, gerente general de ARM: “nosotros queríamos cambiar el paradigma, cambiar el formato”

José Manuel Valderrama es abogado de la Universidad Adolfo Ibáñez. Mientras cursaba su carrera, comenzó a trabajar en el estudio jurídico Carvallo y Acosta, muy importante en cuanto a temas marítimos y seguros, y muy probablemente el más antiguo de Chile, según cuenta.

Permaneció allí hasta su egreso de la universidad en 2007, para emigrar a la Compañía Sud Americana de Vapores, donde fue subgerente de seguros y reclamos. Recuerda haber crecido mucho como profesional en esta empresa marítima, a cargo de varios reclamos de distintas índoles y relacionados con compañías de seguros que había contratado la organización.

Fue luego de esa experiencia que regresó al estudio Carvallo y Acosta, en 2017, y traía consigo la inquietud por los seguros, lo que lo llevó, junto a otros socios a crear la firma Associated Risk Management (ARM).

-¿De qué se trata el negocio de ARM?

Es una oficina de abogados, pero que prestamos asesoría a las empresas en la contratación de seguros y en la búsqueda de pólizas hechas a la medida de ellos. Lo primero que vemos es cuál es el riesgo que enfrenta un cliente y buscamos en el mercado la póliza que mejor se adapte a éste. Esto puede llevar a que la póliza exista, es decir, que ya exista en el mercado nacional, o que no exista y, en ese caso, buscamos crearla. Para estos efectos tenemos una red de contactos internacionales que nos permite salir a buscar coberturas para nuestros clientes, que hoy día no existen en Chile, pero sí en otros lugares. También, basado en eso hacemos economías de escala, juntar dos o tres clientes que tengan el mismo riesgo, con el objeto de tratar de obtener cobertura para ellos. Y basamos todo esto en una plataforma súper tecnológica.

No obstante ser una oficina de abogados, ARM es paperless, es todo digital, toda la información está al acceso del cliente, a través de un sistema que le permite acceder en tiempo real a lo que está pasando con su caso. Una parte súper importante de nuestro negocio es buscar y armar pólizas, y le explicamos bien al cliente qué está contratando, porque no somos corredores, nosotros somos abogados y representamos al cliente. Es decir, durante toda la vigencia de la póliza, yo me quedo al lado del cliente y lo voy asesorando, de modo que soy un outsourcing de su departamento de seguros: si tiene algún problema, nosotros lo ayudamos; si hay algún siniestro, nosotros lo manejamos con la compañía de seguros. Y de alguna manera, nos comunicamos de igual a igual con los corredores y los aseguradores, y obtenemos que los procesos sean más rápidos porque presentamos los documentos que se necesitan al momento que se necesitan. Eso nos da una ventaja en relación a que nosotros conocemos muy bien la póliza, sabemos qué coberturas tiene. Entonces, cuando ocurre un siniestro, para nosotros es muy fácil llegar a que el siniestro sea pagado, porque también tenemos un amplio conocimiento del mercado y los liquidadores existentes.

-¿Cuál es su visión sobre la innovación, viéndola como un ideal empresarial, y cómo la aplica a su negocio?

Nosotros queríamos cambiar el paradigma de cómo se relacionaba la gente, primero, con el abogado, cambiar el formato. Nosotros nos basamos en una plataforma que la idea es que sea muy transparente, que sea muy fácil acceder a nosotros y, por lo mismo, generamos una plataforma online que le permite a la persona saber lo que estamos haciendo en todo momento y poder medirnos por eso. Esto es parte de nuestra innovación, que es sumar mucha tecnología en términos de pasar del abogado que tenía cuarenta carpetas en su escritorio. En nuestra oficina no hay carpetas, sino que está en cualquier lugar. Nos conectamos con nuestro computador, lo que nos permite bastante flexibilidad para trabajar. Entonces, creemos que, al menos en aspectos jurídicos, nosotros somos una de las empresas más innovadoras en Chile, tanto respecto de la gestión de los documentos y procesos, como también en cómo mostramos esta información a nuestros clientes, porque ellos ven exactamente lo mismo que nosotros vemos en nuestro sistema. Nos tomó más un año crear el sistema que nos permitiera hacer esta gestión. Todos nuestros clientes reciben un código de acceso para nuestra página web, donde tiene la posibilidad de ver todos sus casos, de acceder a todos sus documentos, a las últimas gestiones y tener contacto directo con el abogado. Incluso, hoy día estamos trabajando en una aplicación que le permita a los clientes denunciar los siniestros desde una aplicación de celular, generando la mayor rapidez posible en esto.

-¿Qué valoración tiene usted del Centro de Innovación y Negocios, y cómo valora su impacto en la economía nacional y regional?

Lo primero, nosotros somos una compañía que decidió quedarse en Viña. Yo soy de Viña, estudié acá y creemos que la región es sumamente importante. En el área que yo me desarrollo, que es materia de seguros y transportes, la Quinta Región siempre ha sido fundamental, ha tenido un impacto enorme en la economía nacional. Eso por un lado, querer estar acá era fundamental para nosotros. Segundo, el aspecto tecnológico, la innovación, también era fundamental, y por eso creemos que el CIN da un espacio para que, al menos, se hagan cosas interesantes en la Región, que no vemos en otras cosas. Por eso nos interesó participar. Creemos que, más allá de la posibilidad de inversión, se genera un espacio donde conversar. Lamentablemente, producto de la pandemia no nos hemos podido juntar, pero cada vez que han existido estos espacios para conversar, uno va aprendiendo de la experiencia de los demás. Vemos que todos son muy regionalistas, que todos creen en la gente de la región. En esta región hay grandes empresas, hay grandes capacidades y faltaba un organismo que nos relacionara a todos y nos permitiera estar desde empresas nuevas como la nuestra hasta empresas que llevan muchísimo tiempo, gestionando y “tirando para arriba”. Yo creo que el CIN, de aquí a diez años más, sobre todo donde estamos, en el edificio Reitz, va a ser sumamente interesante. Para nosotros esa es la apuesta, creemos que la región va a ser un polo importante. Cada vez vemos que más gente va llegando y creemos que esta región tiene la capacidad humana, tiene la capacidad de conocimientos para crecer y va a ser fundamental para el país.